Viajar al extranjero

Un viaje en ascensor

Las ciudades a ras de suelo son bonitas, pero también pueden ser todavía más bellas si se observan desde la altura. Levantarse, abrir la ventana y descubrir bajo los pies las calles o la naturaleza que vamos a recorrer. Los hoteles rascacielos no son sólo cosas de películas, sino que cada vez son más comunes en las grandes ciudades. Si no tenéis vértigo, os invitamos a que leáis nuestras propuestas.

Cuatro hoteles que se diferencian por su visión. Cojamos el ascensor.

Hotel Empire Landmark

Hotel Empire LandmarkNuestra primera parada es en Vancouver, Canadá. Vancouver está situada en la costa oeste del Pacífico en un entorno donde el mar y las montañas encajan en perfecta conjunción con una ciudad cosmopolita. Allí, en el mismo centro, se eleva el Hotel Empire Landmark, en Robson Street, la calle de las tiendas de moda.

Además, en su piso 42 cuenta con el Cloud 9, un restaurante de gran prestigio en esta ciudad canadiense, donde los comensales podrán degustar comida internacional a la vez que disfrutan de las vistas de la English Bay. Si no se quiere cenar allí, el restaurante se convierte en un local de copas los viernes y sábados.

Una buena opción para ver los atardeceres sobre el Pacífico.

Hotel Porta Fira

Sigamos en el ascensor haciendo una parada en L´Hospitalet de Llobregat. Allí el Hotel Porta Fira sorprende a los viajeros con su diseño moderno y su integraciónHotel Porta Fira con el entorno. El hotel es obra del arquitecto japonés Toyo Ito, quien contó con la ayuda del estudio b720 Fermín Vázquez Arquitectos. Presenta 113 metros de altura, con 26 pisos.

La torre se va envolviendo a la vez que crece en altura y aumenta de tamaño gracias a una cubierta de tubos de aluminio de color rojizo. Si su exterior está a la vanguardia, su interior no es menos y ofrece los últimos servicios tecnológicos para sus clientes, siendo elegido sobre todo para viajes de negocios.

Su situación entre el Aeropuerto del Prat y Barcelona lo convierten en un lugar conveniente para quienes quieren visitar la ciudad o para quienes tienen que coger un vuelo.

Trump International Hotel & Tower Chicago

Tercera parada: Chicago. Viajaremos al primer país donde se construyó un rascacielos moderno tal y como se entiende ahora, Estados Unidos.

El primer rascacielos de la historia se construyó en Chicago y tenía sólo 10 pisos.

El edificio pertenecía a la Home Insurance de Chicago y se levantó en 1884 gracias al arquitecto William Jenney. De él sólo nos han quedado fotografías y dibujos, ya que se derribó en el año 1931.

Sin embargo, sí que permanece en la ciudad el amor hacia la arquitectura de las alturas. Un lugar donde se puede comprobar es en el Trump International Hotel & Tower de Chicago, un cinco estrellas en pleno centro con unas vistas de la ciudad que controló Al Capone.

Hotel Radisson Royal

De vuelta en Europa pararemos en Moscú para alojarnos en un edificio impresionante en todos sus sentidos. El Hotel Radisson Royal, conocido como el Hotel Ucrania hasta Hotel Radisson Royal2008, es uno de los edificios que construyó Stalin en Moscú a partir de 1947 debido al VIII centenario de la creación de la ciudad. Levantó siete y son conocidos como las “Siete Hermanas”.

Una de esas siete hermanas es el hotel anteriormente citado. Fue renovado en el 2007 y se presenta como un alojamiento de gran lujo para amantes del arte y la historia, puesto que de sus paredes cuelgan cuadros de grandes autores rusos. Desde las habitaciones podréis observar el río Moscova y prepararos para un día de turismo por la capital rusa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*