La compra de material de esquí supone un gran desembolso para las economías familiares, por eso antes de sacar la cartera a pasear hay que plantearse si es mejor alquilar el material o adquirirlo. Seguro que os ha surgido la duda más de una vez y, si sois esquiadores, ha salido como tema en vuestras tertulias con amigos. Para que os decantéis por el alquiler o la compra, desde Centraldereservas.com hemos preparado esta pequeña entrada con consejos y recomendaciones que os ayudarán a inclinaros por una u otra opción.

Alquiler de material de esquí

¿Comprar o alquilar?

El “to be or not be” de los esquiadores. A la hora de elegir el material para ir a la nieve, hay que pensar mucho nuestra situación para comprar o no comprar el material de esquí. Por ejemplo, para aquellos que hacen visitas esporádicas a las estaciones o acaban de comenzar en el mundo del esquí está claro que el alquiler es la primera opción. Los equipos de esquí no suelen salir baratos y más si se tiene en cuenta que los mejores, los que aseguran nuestro bienestar, son más caros. Por eso, si sois novatos o vais muy de vez en cuando, es mucho mejor idea no hacer el gran desembolso de comprar un equipo entero de esquí para que luego se pase años muerto de asco en el trastero, en el armario de casa o termine siendo un artículo más en Wallapop.

Alquiler de material de esquí

No obstante, si por el contrario, sois de los que vivís cerca de una estación de esquí o subís casi todos los fines de semana hay que plantearse la opción de adquirir el equipo, ya que a la larga saldrá más económico, será más cómodo porque evitaréis filas en las tiendas de alquiler y lo haréis vuestro, ya que lo adaptaréis a vuestros movimientos.

Alquiler de material de esquí

Otra razón a tener en cuenta para escoger el alquiler frente a la compra es la comodidad de viajar sin bultos. Los equipos de esquí suelen ocupar un gran espacio en los maleteros o en la parte de arriba de los vehículos y, además, hay que preparar el coche con tiempo. Si uno alquila el material en destino, se evitará toda la parafernalia del viaje. Igualmente si se viaja sin material, se puede llegar al destino en tren o en autobús (si luego se necesita coche se puede alquilar uno en la zona). También es una buena idea usar material alquilado para los más pequeños de la casa, ya que estos irán progresando poco a poco y necesitarán nueva tecnología y accesorios cada pocos meses. Por eso, hasta que no se estabilicen en un buen nivel y el ritmo de crecimiento sea menor, lo mejor es acudir a empresas especializadas, donde además de disponer de las novedades, podrán aconsejaros acerca de los más adecuado para cada niño, dependiendo de su etapa de vida y de su nivel sobre la nieve.

Alquiler de material de esquí

Por último, otro quebradero de cabeza llega cuando hay guardar el material en el hotel o apartamento cuando acaba la jornada. Aunque la mayor parte de establecimientos de montaña ofrecen entre sus servicios e instalaciones una habitación para guardar los esquís, puede que no sea la adecuada o que, si es excesivamente caro nuestro material, nos dé miedo dejarlo allí. Si se alquila, se puede dejar en la empresa durante la noche y regresar al día siguiente, sin temor a que se estropee o desaparezca. Asimismo si el día anterior no os habéis adaptado al material, podéis pedir que os alquilen otro tipo de esquís o tablas. En caso de que lo hayáis comprado y lo hayáis estrenado, no podréis devolverlos. Igualmente, hay que saber que en las tiendas de alquiler el material está puesto a punto, es decir, estará siempre en buenas condiciones para asegurar la mejor de las experiencias.

Alquiler de material de esquí

Mínimo gasto, máxima inversión

Por tanto, tras sacar la calculadora y pensar todas las opciones, hay que decantarse por la solución que a la larga nos haga maximizar los beneficios y sacar provecho. Si somos novatos o vamos una vez cada invierno a la nieve, está claro que el alquiler es lo más adecuado para nosotros. Sin embargo, si somos asiduos y vamos una o dos veces a la semana a la montaña, no hay que darle más vueltas: una vez sepáis qué equipo de esquí es es el más adecuado, compradlo.

Alquiler de material de esquí

¿A qué estáis esperando para una escapada a la nieve?