Viajar a Europa

Hoteles para ir con el coche

¿Amáis a vuestros coches? ¿Os gusta devorar kilómetros junto a ellos? Si es así, esta entrada os parecerá interesante puesto que os hemos preparado una lista de cuatro propuestas donde vuestros coches no dormirán en la calle, sino en garajes con alguna peculiaridad. Además, el diseño inundará también vuestras habitaciones.

Parking de libertad en Madrid

Comencemos por el parking del Hotel Silken Puerta de América de Madrid. Si entráis a la capital por la autovía que viene de Barcelona, seguro que os ha llamado la atención alguna vez un hotel decorado de muchos colores.

Hotel Silken Puerta de América de Madrid

Es el alojamiento al que nos referimos. Si su fachada ya es vistosa, su interior no decepciona. Su parking está diseñado por el estudio de Teresa Sapey y rompe la idea de un parking gris y oscuro. Está decorado con colores alegres y con figuras formadas por palabras que corresponde al poema Libertad de Paul Éluard. Las flechas dejan de ser simples signos anodinos para guiar a través de un paraíso multicolor.

El coche descansará rodeado de un diseño único, mientras que vosotros disfrutaréis también de habitaciones vanguardistas. Podéis reservar habitación y dejar el coche en el hotel mientras os movéis en metro por Madrid.

Descansar en un parking

Un país amante de los motores es Alemania, así que si queréis recorrerlo con vuestro coche, os podéis alojar en hoteles como el V8 Hotel Im Meilenwerk Hotel, en el antiguo aeropuerto de Baden-Wuttemberg.

Este establecimiento de cuatro estrellas, es un museo de coches y en cada una de sus habitaciones los huéspedes quedarán sorprendidos por una decoración basada en el motor.

Hotel V8 Hotel Im Meilenwerk

Las camas son coches auténticos reconvertidos en lugares para dormir. Podéis elegir entre descansar en un túnel del lavado, en un taller de reparación, en un box o en un parking, reposando vuestra cabeza sobre cadillacs, ferraris… Además, en las inmediaciones encontraréis restaurantes, exposiciones, tiendas… Un lugar muy recomendable para los amantes de los coches antiguos. Reservad la habitación que más os guste y prepararos para dormir sobre cuatro ruedas. No olvidéis apagar el motor.

Dormir frente a Ferrari

Si a lugares míticos nos referimos, podéis hacer una parada para repostar en Maranello. ¿Os suena el nombre? Este punto geográfico italiano, situado al norte de la bota, es mundialmente conocido por ser el lugar donde nació la marca de coches Ferrari.

Galería del Vento Ferrari

Allí podréis visitar el Museo Ferrari y la fábrica de los coches rojos para contemplar los trofeos que ha ganado la escudería italiana a lo largo de su historia.

En el restaurante Cavallino, podéis comer los mejores platos italianos.

También podéis comer en el famoso restaurante Cavallino, donde el propio Enzo Ferrari tenía reservada una estancia privada para degustar los mejores platos de la casa. Os podéis alojar en el Hotel Maranello Pallace, situado frente a la famosa galería del Vento de Ferrari.

Con parking valet

Para seguir emulando a los pilotos de Fórmula 1, un viaje que se puede hacer es a Mónaco. Este pequeño país, exclusivo, lleno de lujo, es el escenario de uno de los circuitos de este deporte con más encanto.

Hotel Fairmont Montecarlo

Cada temporada, las calles de Montecarlo se cierran al tráfico para que los profesionales compitan por llegar los primeros a la línea de meta. Es un circuito bonito, ya que debido a sus curvas, bien cerradas, aquí prima más la habilidad de cada piloto que el propio motor de los coches.

Por supuesto, aquí, podréis encontrar hoteles de gran lujo como por ejemplo el Hotel Fairmont Montecarlo, que dispone de un parking valet, con servicio de 24 horas.

Un parking valet es aquel en el que un equipo profesional se encarga de aparcar tu vehículo y de devolvértelo cuando lo pidas. Si queréis emular a Alonso y compañía, podéis reservar una habitación para vosotros y para vuestro vehículo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*